Que es la felicidad?

Que es la felicidad? Últimamente le he estado dando muchas vueltas al tema. No, no es que esté pasando por una fase depresiva ni nada por el estilo. Simplemente, junto con mi buen amigo y compañero teatral Em segueixes? estamos escribiendo un guión teatral sobre ello. Y espero que cuando este la obra lista y con sala para representar, todos y cada uno de vosotros mis no escasos sino privilegiados lectores (al mal tiempo buena cara) vengáis a vernos.

Como iba diciendo, le he estado dando vueltas al tema, y han salido mil teorias. Pero pongámonos minimamente serios, y veamos cual es la definición de felicidad según la RAE:
felicidad.

(Del lat. felicĭtas, -ātis).
1. f. Estado del ánimo que se complace en la posesión de un bien.
2. f. Satisfacción, gusto, contento. Las felicidades del mundo
3. f. Suerte feliz. Viajar con felicidad

Pues apañados estamos!! La definición 1 como felicidad avariciosa. Ya tenemos un personaje que lo tiene todo y no es feliz. Podría también interpretarse como posesión de algo más espiritual… Estas enamorado, y eso te hace feliz. Has logrado lo que te proponías, y eso te hace feliz. Pero que es ser feliz?

Satisfacción, gusto, contento. Vale, esta parece que se acerca mas a lo que buscamos. Ser feliz es estar satisfecho, tener o hacer algo que te gusta, en resumidas cuentas, estar contento. Pero la felicidad es un hecho puntual? Vas a un concierto, la música te gusta, te sientes satisfecho por haber ido y todo eso te contenta. Eres feliz? En ese momento si. Durante unas horas después del concierto, también. Cuando en el futuro recuerdes ese momento de felicidad, es posible que de alguna forma logres ser feliz también. Pero eres una persona feliz? La felicidad es un estado permanente o una alegría puntual? Veamos si la tercera definición nos lo aclara.

Suerte feliz. Viajar con felicidad. Pues vaya. No digo que la suerte influya en la felicidad de cada uno, pero no es en eso en lo que pensaba…

La verdad es que el tema en un principio parece sencillo, pero tiene tela. Definir la felicidad no parece algo tan facil, y parece haber mil tipos diferentes de felicidad, incluido el orangután del anterior post. Y pese a ser pretendidamente algo tan sencillo como estar contento, aspiramos a mas. Aspiramos a la panacea, a un estado de felicidad permanente, en el que todo sea brillante y positivo y nada nos entristezca. Nada nos entristezca… recuerdo que leyendo hace tiempo a Freud, definia la felicidad como la huida de la infelicidad. Ser infeliz lo sabemos definir mejor. Estar triste, deprimido. No nos acaba de convencer decir que somos felices cuando reimos, pero tenemos clarisimo que somos infelices cuando lloramos. Y queremos huir de ese llanto, de ese tedio, de la desesperación. No queremos estar felices, queremos ser felices, que ese adjetivo tan esquivo nos defina como persona.

Y buscamos caminos, formas de hallar la felicidad. No nos conformamos con lo que nos venga, queremos mas. Pero al mismo tiempo, no sabemos como hallar esa felicidad, que hacer para conseguir nuestro objetivo. Frente a nosotros se bifurcan y entrecruzan mil caminos, mil opciones diferentes. Y los vendedores de humo, pretendidos gurus que todo lo saben, se aprovechan. Y nuestro guru Jeremy Goldspoon, como no, tiene su propuesta.

Ya tenemos clara la propuesta de nuestro guru, pero evidentemente no son las unicas. Y me gustaria que mis escasos privilegiados lectores nos ayudaran con su parecer. Por ahora, paso a describir una serie de caminos, algunos contradictorios entre ellos, y una pequeña encuesta sobre cual, segun vuestra opinion, es mas acertado. Paso a describirlos.

1. Coherencia. Todos tenemos sentimientos. Todos tenemos deseos. Somos felices cuando luchamos por nuestros deseos y cuidamos nuestros sentimientos. Si algo nos entristece y es posible arreglarlo, lo arreglamos y eso nos satisface. Si conseguimos algo que nos hemos propuesto, nos alegramos y estamos satisfechos con nosotros mismos. Somos coherentes con nosotros mismos. Luchamos por aquello que nos gusta, y para arreglar aquello que nos entristezca. Y la lucha en si ya es placentera.

2. Indiferencia: Todos tenemos sentimientos. Y algunos de ellos nos hacen sufrir. Esta claro que sufrir no es ser feliz. Al orangután de Terry Pratchet le importa un pimiento aquello que no le afecta directamente. Los budistas, con su meditación, alcanzan el nirvana a través de ese vacío. Claro que no todos somos budistas, y es posible que en nuestra huida de la infelicidad no queramos pasarnos el día a cuclillas meditando. Simplemente, no hemos de dejar que aquellas influencias externas que pueden hacernos infelices nos afecten.

3. Egoísmo: Todos tenemos deseos. Algunos deseos puede que no sean socialmente bien vistos. O quizá si, pero para conseguirlos, tendríamos que hacer cosas no demasiado bonitas, que quizá hiriendo a otra gente. Y que? Ellos no te buscaran la felicidad. Ellos buscaran la suya propia. A ellos, tú les importas una mierda. Que cada cual aguante su vela. Tú estas luchando por lo que quieres. No tienes por que avergonzarte de nada.

4. Echar un buen polvo: La felicidad se gana con las pequeñas cosas del día a día. Simplemente basta con saber apreciarlas. A menudo pasan desapercibidas, pero siempre están ahí. A menudo quisiéramos más, pero siempre tenemos que ser conscientes que muchos tienen menos. Un polvo, una sonrisa, una llamada inesperada, una conversación interesante, reírse de una buena broma (o de una mala)… todo ello contribuye a nuestro estado de felicidad. No hay que buscarle tres pies al gato. Complicarnos la vida no solo nos hará infelices, sino que hará que no nos demos cuenta de lo que ya tenemos ganado.

Seguro que caben muchas mas visiones acerca de cómo conseguir ser felices. Cualquier propuesta o punto de vista diferente no solo serán bien recibidos. También me haréis feliz.

Anuncios

4 pensamientos en “Que es la felicidad?

  1. Creo que el camino más acertado es el 4, y no por lo del sexo, sino por lo de disfrutar de las pequeñas cosas de cada día. Si quieres ser feliz, lo que debes hacer es disfrutar con lo que tienes. Dicen los gurús que para ser feliz no tienes que hacer lo que te gusta, sino que te tiene que gustar lo que haces.

    La pregunta para mí sería: si todos fuéramos felices, ¿evolucionaría el mundo? Y aquí se abre el otro dilema, ¿es bueno que evolucionemos o hubiera sido mejor quedarnos como antes?… Para mí la respuesta es clara, la evolución es buena, aunque a la larga nos lleve a la catástrofe.

    Lo que sí tengo claro es que no ser infeliz no equivale a ser feliz. Felicidad e infelicidad son dos extremos de un continuo, en cuyo punto medio está lo que quizás podríamos llamar apatía.

    Y por cierto, que vuelvas a escribir contribuye un poquito a mi felicidad, porque yo estoy en el camino de apreciar las pequeñas cosas de cada día (o de cada varios meses…)

  2. Elisabeth, creo que estoy deacuerdo con Silvia, con la opcion 4: las pequeñas cosas que nos dan la felicidad. No una felicidad con mayusculas, pero si que nos hacen felices, o nos dan bienestar. El secreto esta en saber apreciarlas 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s