Brutalidad Policial: Realidad superando a ficción

Mossos de escuadra frente a La Bata de Boatiné

Mossos de escuadra frente a La Bata de Boatiné

Este año he hecho un curso de novela. En mi proyecto, en el que he trabajado a lo largo del año, el protagonista acude a una manifestación. Es apalizado por la policía y, gracias ser grabado en un video, se convierte en una figura pública. Después vienen los claroscuros. El protagonista intenta hacer las cosas bien, pero tiene un punto a la vez ingenuo y ambicioso que… pero de eso no va el post.
Para que un chico al que en principio ni le va ni le viene se meta en ese berenjenal, cree una manifestación multitudinaria que terminaba con los antidisturbios repartiendo leña a base de bien. Uno de ellos pegaba a una chica y el protagonista, en un gesto impulsivo, intentaba cubrirla de los golpes con su cuerpo y recibía la paliza él. Pero como dice el tópico, la realidad siempre supera la ficción. Bastaba con que la chica pidiera ir al baño, la maltratasen y el chico protestase.

Esto es lo que le ha pasado a un amigo este mismo fin de semana. Los mossos de escuadra, concretamente la unidad ARRO — se cree que capitaneados el tristemente conocido Jordi Arasa — literalmente sitiaron la calle Robadors del Raval de Barcelona, entrando en varios bares  (La Bata de Boatiné, Robadors 23…) y empezaron a intimidar a la gente. Sin razón que se sepa. Pero mi amigo lo cuenta mejor que yo:

“Fa dos dies que no dormo; cada cop que tanco els ulls, veig 20 mossos coberts fins dalt que em volen pegar”

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s